Otorgan amparo a Miguel Ángel Yunes Márquez

El alcalde de Boca del Río, Miguel Ángel Yunes Márquez informó, a través de su perfil de Facebook, que le ha sido otorgado un amparo federal para que la Fiscalía General del Estado de Veracruz le reciba las pruebas que considere necesarias para su defensa.

Hay que recordar que desde hace varias semanas, el gobierno de Javier Duarte de Ochoa, utilizando a un grupo de diputados locales, inició una investigación por supuesto enriquecimiento ilícito, como una estrategia para proceder al desafuero del alcalde de Boca del Río y de esa manera afectar al Partido Acción Nacional y a la posible candidatura del diputado federal Miguel Ángel Yunes Linares a gobernador en las elecciones del año 2016.

En la propia cuenta de Twitter de Javier Duarte de Ochoa, el presidente del CDE del PRI en Veracruz Alberto Silva Ramos y con el apoyo de bots, se ha informado en días recientes que estaba “a punto de darse a conocer el resultado de ésta investigación”, en la cual se le negó a Miguel Ángel Yunes Márquez la posibilidad de proveer de elementos para su defensa, ante lo cual se vio obligado a solicitar la protección de la justicia federal.

A continuación presentamos la declaración del alcalde de Boca del Río dada a conocer esta mañana:

El día de ayer, un juez federal me otorgó la suspensión definitiva de los actos reclamados, consistentes básicamente en la negativa y omisión de la Fiscalía del Estado para admitir y desahogar las pruebas que ofrecí y que justifican que no soy responsable de ningun delito.

La orden judicial federal es para que NO SE PERMITA A LA FISCALIA DEL ESTADO DETERMINAR DICHA INVESTIGACION MINISTERIAL Y EJERCITAR ACCIÓN PENAL (si en el caso resultara procedente) hasta en tanto no se desahoguen todas las pruebas ofrecidas en mi defensa, pues de hacerlo se violarían mis derechos humanos.

En esta resolución, el juez federal apercibe al Fiscal que si no obedece esta determinación judicial, se le impondrá una pena de tres a nueve años de prisión, así como la destitución e inhabilitación de tres a nueve años para desempeñar otro cargo, empleo o comisión, independientemente de cualquier otro delito en que incurra.

Esta resolución confirma lo que he venido diciendo desde hace meses. Esta “investigación” nunca tuvo la intención de procurar justicia. Esto es parte de una persecución política en contra mía y de mi familia por estar en contra de el pésimo “gobierno” de Javier Duarte.

La fiscalía y su “Fiscal” son meros instrumentos de represión política que solo buscan afectar a los que nos oponemos a los abusos y locuras de Javier Duarte.

Yo le vuelvo a decir a Duarte, ¡NO NOS VAMOS A DOBLEGAR!

¡Seguiremos luchando para que las cosas cambien en Veracruz y se terminen tantos años de mal gobierno en el Estado!

¡Ánimo Veracruz! ¡Ya solo faltan 348 días para que se vayan Duarte y su pandilla!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *